Días pasados se supo que dos mujeres que no serían de Concepción del Uruguay, realizaron estafas con tarjetas de crédito en diferentes comercios, difundiéndose un video del momento que realizaban “compras” en el local de Sara Lencería.

Rápidamente se difundió el suceso y se dio inicio a la búsqueda de las sospechosas, causa que quedó en manos de la fiscal de turno, doctora María Occhi y finalmente una de las sospechosas fue detenida en Gualeguaychú y este viernes fue trasladada a La Histórica, quedando alojada en la Comisaría del Menor.

Según pudo averiguar 03442, estas mujeres que serían oriundas de Ciudadela, provincia de Buenos Aires, realizaron de las suyas además en Colón y Concordia, no logrando su objetivo en la ciudad del sur entrerriano.

Estafas en Colón

Además de su ardid delictivo en Concepción, se supo que serían cinco hechos los que se investigan en Colón, en perjuicio de cinco comercios de la zona céntrica (farmacia, perfumería, tiendas de ropa deportiva y de niños y de calzado), ocurridos el día 8 de enero y con la misma modalidad.

La imputada simula la compra de mercadería por montos elevados en todos los casos y hace que la operación se realice en la modalidad “off-line” del sistema postnet, con lo cual la compra no queda registrada, es decir es inválida.

Una de las presuntas autoras se encuentra detenida en Concepción del Uruguay donde ocurrieron hechos similares, tratándose de una mujer de 48 años y se supo que en los próximos días será trasladada a Colón para recibirle declaración indagatoria, confirmándose que se está trabajando intensamente con las imagenes de las cámaras de seguridad para identificar el vehículo en que se movilizaría y la posible participación de otras personas.

Modalidades (extraído de internet)

Las transacciones realizadas figuraban como inexistentes, es decir el pago de las supuestas compras realizadas por los delincuentes nunca fue remunerado al comercio en cuestión por la empresa o entidad bancaria, dado el mecanismo que utilizaron los estafadores para llegar a eso.

El engaño, señalaron fuentes a 03442, tiene éxito cuando estos sujetos logran ganar la confianza del comerciante y poner un código inexistente en el postnet del comercio, anulando en realidad la compra realizada, sin que los dueños del negocio se den cuenta.

Método “offline”

Se realiza con tarjetas de crédito, no de débito. Los estafadores ingresan al local y nunca dejan de actuar, con el argumento de haber perdido la tarjeta de crédito o haber tenido algún problema convencen al comerciante de seguir con la transacción. Le solicitan al vendedor que ponga el código de su tarjeta -en realidad no existe- o lo hacen ellos manipulando el postnet, posteriormente el aparato emite un cupón, sin que el comerciante sepa si la operación es válida, pero pasadas 72 horas los dueños del negocio se percatan que esas operaciones fueron inexistentes, y por lo tanto desde la empresa o entidad bancaria encargada de hacer el depósito no lo hacen. Los comerciantes trabajan con dicho sistema “offline” cada vez que el sistema pierde conectividad, circunstancias que no suelen ser habituales pero que ocurren.

Desde la institución policial advierten y recomiendan a los comerciantes que en caso de no tener conectividad o si se cae el sistema que necesitan para llevar a cabo el cobro de manera normal, sin tener que recurrir al postnet, directamente no se lleve a cabo la operación o se la haga en casos excepcionales. De esa forma evitarán inconvenientes y el riesgo de ser estafados.

 

Source: 3442